México, Entre la Dictadura y la Esperanza

CONfines Políticos

Juan de Dios Andrade

 

“México, Entre la Dictadura y la Esperanza

Para unos, Andrés Manuel representa las esperanzas de una sociedad muy afectada por el flagelo de la corrupción, la violencia delictiva y la impunidad. En tal caso, el país estaría a punto de inaugurar una nueva época más promisoria. Para otros, más bien sería el retorno del viejo PRI, convertido en MORENA. Tal y como afirmó Jorge Zepeda Patterson hace unos meses, un periodista muy cercano al propio López Obrador. De ser así, México estaría a las puertas de una dictadura…

¿Quién tiene la razón? Es difícil responder. Sin embargo, una cosa es clara: fue un error la forma en que se realizó la consulta sobre el nuevo aeropuerto, porque reavivó los temores de una reforma constitucional para ampliar su período de gobierno o dar la pauta para una reelección…

La invitación a Nicolás Maduro y a otros jefes de gobierno, para que asistan a la toma de posesión, se sumó a la oleada de críticas en los medios de comunicación y en las redes sociales…

 

“Fase de desgaste…”

¿Por qué ha entrado Andrés Manuel a esa fase de desgaste, aparentemente de manera innecesaria? Esto es más fácil de responder. Quiere arribar al 1 de diciembre con al menos tres o cuatro promesas cumplidas, tal y como están diciendo sus aliados…

De paso, evidenciar que Enrique Peña Nieto está como parece haber estado durante todo el sexenio: de adorno y como símbolo de un gobierno carcomido por la corrupción, que terminó por salpicarlo a él mismo y a su propio círculo de confianza…

Pero, a la par, tanta polémica por la consulta realizada y por la que se acaba de anunciar para el Tren Maya, por momentos ha pesado más en la opinión pública que lo otro. Deliberadamente o no, Peña Nieto ha pasado a un segundo plano. Quizá en parte ‘empujado’ por los embates del presidente electo, AMLO se ha convertido en el eje principal de la agenda política…

Eso tiene sus ventajas, pero también somete al político en cuestión a una erosión del consenso en torno a su persona. Tal y como le está pasando a López Obrador…

 

“El final de una época…”

La etapa de la globalización que estamos viviendo, ha traído efectos impensables hace unos cuantos años. Los partidos políticos se ven desbordados, aparecen nuevas formas de expresión y participación, la ciudadanía está harta de la corrupción y la inseguridad, impera la atomización y, pese a todo, la democracia se sigue encauzando a través de los partidos…

Andrés Manuel desea liquidar al PRI, de eso no tengo la menor duda. Pero ¿querrá hacer lo mismo con el ‘sistema PRI’? No lo sé…

Por lo pronto, al interior de los aliados de AMLO hay una verdadera batalla campal entre el ‘ala dura’ que añora los tiempos del echeverriato y desea que México transite hacia un modelo como el chavista, y el eje pragmático y más moderado, que apuesta por una ruta distinta…

Al final, ¿qué va a prevalecer? ¿El liderazgo de López Obrador o el choque de facciones? ¿Los pragmáticos y negociadores o los ‘kamikazes’ del populismo autoritario? Sobre todo: ¿El deseo oculto y secreto de permanecer indefinidamente en el poder o la intención sincera de cumplir con las esperanzas y expectativas de la ciudadanía? Estamos llegando a la disyuntiva…

Andrés Manuel, sobre todo, deberá responder a esas preguntas o será arrasado por el malestar ciudadano y por la lucha de facciones entre sus actuales aliados…

Porque todo eso se inserta en una confrontación por el proyecto de gobierno y por la próxima sucesión. Sí, ya arrancó la sucesión presidencial rumbo a 2024…

Hasta entonces…

 

Comentarios: confinespoliticos@gmail.com

Twitter: @confinespol

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.