Puebla, Entre el Poder y la Paz – Juan de Dios Andrade

CONfines Políticos

Juan de Dios Andrade

Comentarios: confinespoliticos@gmail.com

Twitter: @confinespol

¿Qué es lo que se busca en Puebla? ¿Un interinato que resuelva la titularidad del poder o una verdadera transición en paz? Es obvio que hay que determinar quién será el gobernador interino y lo relativo al nuevo proceso electoral, pero la pregunta es si el proceso se agotará sólo en eso…

Al margen de los resultados que arrojen las investigaciones, lo cierto es que el golpe fue severo y urge garantizar la paz y la gobernabilidad en Puebla. Esto no se resuelve mediante una batalla campal en las redes sociales, donde se han dicho muchas verdades a medias sino es que francas mentiras…

En el entramado social subyacen tensiones que afloran en el contexto del trágico final de Martha Érika y Rafael, pero que no se originaron ahí. Más bien: se están potenciando a partir de ese momento…

martha_erika_alonso_y_rafael_moreno_valle_ii

“Relevo o recomposición de élites…”

Los efectos apuntan a un relevo de élites y las decisiones que cada parte tome, determinarán sus alcances…

Relevo de élites porque no hay otro modo de entender la desaparición de la cabeza del morenovallismo y de su esposa, ni el descarte de Luis Miguel Barbosa para contender por segunda ocasión. Los dos grandes grupos que se disputan el poder…

No dudo de que surgirán opciones en cada lado, como de hecho así está ocurriendo, pero ya nada será igual…

Desgraciadamente, la duda corroe porque, al margen de lo que resulte, el imaginario popular da por hecho un crimen. Pero una cosa es analizar hipótesis y, otra, dar por sentado un determinado resultado. Por eso, tampoco es válido pretender descalificar un análisis como ‘especulación’…

De origen, hay un escenario de elevada polarización, atizada por los partidos y los intereses de los poderes fácticos. Andrés Manuel, Yedickol, Barbosa y otros más, no son ajenos a ello. Puebla no está al borde la ruptura interna, pero dependerá de lo que se decida y de cómo lo procesen. Lo primero está en manos de instancias nacionales. Lo segundo, en manos del Congreso local y de los poderes fácticos que representan…

“El derecho de silla…”

Es verdad que se debería respetar el ‘derecho de silla’, nombrando a un panista (por no decir: ‘morenovallista’). Aunque otros piensan que podría escogerse a alguien de la alianza que llevó a Martha Érika a la gubernatura. Hasta el momento, la idea de nombrar a un morenista (por no decir: ‘barbosista’) parece descartada…

Sin embargo, también es verdad que impera la desconfianza entre las partes y se debe sacar adelante unas elecciones de las cuales nadie dude. Esto desborda a los partidos y apunta a la posibilidad de alguien emanado de la sociedad civil o, específicamente, de las universidades…

De prevalecer el ‘derecho de silla’ morenovallista, el interino lógico es Gerardo Islas, pese a que se dijo que los diputados están descartados. Panalista, tiene la ventaja de no pertenecer ni al PAN ni a MORENA y ser parte de las redes de Elba Esther Gordillo, lo que tendría más tranquilo a López Obrador. Islas también podría ser un prospecto para la candidatura…

 

La cosa está clara. En el morenovallismo hay dos cartas para la candidatura: Gerardo Islas y Luis Banck. Uno, irá al interinato. El otro, a la candidatura. De nombrarse a un tercero en discordia como interino, la disputa por la candidatura será entre los dos…

Tan fuertes han sido las reacciones en redes sociales y al interior de los poderes fácticos, que el presidente entendió que es inviable que MORENA imponga su mayoría. Sería confirmar las más oscuras sospechas…

A su vez, en el morenovallismo, se mueven las fuerzas de Melquiades Morales Flores y de Tony Gali para reorganizarse y orientar la acción política hacia las elecciones…

“El espectro de Bartlett…”

Como alternativa al interinato morenovallista, está la estrategia de Manuel Bartlett con un as bajo la manga: Mario Bracamonte, del grupo de Manuel Bartlett, pero con vínculos fuertes con Yeidckol Polevnsky y José Agustín Ortiz Pinchetti. Con buena amistad con Rodrigo Abdalá y con Gabriel Biestro, y orígenes panistas…

En consonancia, pero también en cierta tensión, está el juego de José Juan Espinosa. Sabedor de que Barbosa será el único que pague las consecuencias, se ha ido zafando de los señalamientos por el ambiente hostil hacia Martha Érika, con la esperanza de ser el candidato de la alianza morenista. Sabe que Andrés Manuel tenía en mente a Rodrigo Abdalá para 2024 y sólo algo extremo le haría ‘quemar’ desde ahora su carta. Al margen de quién sea el interino, lo cierto es que podría ser su oportunidad para las elecciones que se avecinan. Claro que, en el trayecto, José Juan se va a enfrentar al proyecto de Fernando Manzanilla y al del propio Barbosa…

Barbosa tiene centrada su esperanza en que Andrés Manuel opte por un plan de choque, apoyado en declarar lo ocurrido como un ‘accidente’ y en la ‘declaratoria de guerra’ que hizo al fascismo y a la derecha. En la lógica del populismo, la intención es siempre llevar al sistema democrático hasta los límites con la ruptura. De ser así, AMLO buscaría ceder en algo a cambio de confirmar al exsenador y que la elección sea una verdadera guerra. En todo caso, sería un capricho de Yeidckol, quien se estaría jugando su resto a una sola carta…

No hay que desechar que la muerte del matrimonio Moreno Valle haya sido un accidente. Aunque lo publicado sobre las características de la aeronave, el ‘sospechosismo’ popular y, ciertamente, algunas cosas raras del caso, han posicionado la idea de una tragedia provocada. En el punto contrario, ocultar un crimen podría traer efectos difíciles de calcular y controlar…

De rebote, en el PAN tendrían que buscar un perfil aceptable para el morenovallismo, el Yunque y Marko Cortés. Todo ello con el interés de diluir la imagen de continuidad morenovallista y cargar contra Barbosa montados en la ola de la sospecha…

Obvio: Andrés Manuel estaría interesado en descarrilar a Islas y entronizar a alguien intermedio del grupo anayista y, ahí, lleva mano ‘El Tigre’, aunque otros lo prefieren como candidato. Muy cantado: Propiciar que ‘El Tigre’ vaya por recuperar el CDE del PAN…

En otro carril, se impulsa la opción de Guillermo Pacheco Pulido para dividir al bando contrario, usando al marinismo como ariete…

 

“El faro de las universidades…”

Como opción frente a los partidos y poderes fácticos, está la propuesta de Sumamos, liderada por Enrique Cárdenas Sánchez y Gabriel Hinojosa, en el sentido de nombrar interino a partir de una terna propuesta por las universidades. Parten de algo evidente: Los ánimos están muy caldeados y la desconfianza, ‘a flor de piel’. El riesgo de una ruptura durante el proceso electoral (o posterior a él) es muy elevado…

La trágica muerte de Martha Érika y Rafael, metió al morenovallismo en la lógica de luchar por la supervivencia y a los morenistas, ante la posibilidad de obtener la gubernatura poblana. Un paso en falso y podrían provocar una ruptura no sólo en el Congreso, en los partidos o en los poderes fácticos, sino también al interior de la ciudadanía…

El propio Enrique Cárdenas sería una carta para el interinato. Exrector, académico e investigador prestigiado. Con vínculos con José Juan Espinosa. Tendría muchas ventajas y atemperaría los ánimos…

Dependiendo de diversas variables, otros rectores estarían en posibilidades de ser gobernador interino…

Como una variable de enlace entre el panismo tradicional, morenovallistas moderados, universidades y sociedad civil, está Eduardo Rivera Pérez, aunque más interesado en la candidatura que en el interinato…

Volvemos al principio: ¿Qué se pretende? ¿Resolver la disputa por el poder o empujar hacia una transición, garantizando la paz y la gobernabilidad? Viene un relevo o, como mínimo, una recomposición de élites, sin descartar un verdadero gobierno de coalición entre ganadores y perdedores…

De no aclararse bien la caída de la aeronave o de existir la menor sospecha de un crimen, Puebla podría sumirse en la inestabilidad…

Claudia-Rivera-Vivanco

Mientras tanto, Claudia Rivera se prepara para lo que viene. La muerte de los Moreno Valle y la repetición de la elección, le complicó el escenario. Estaba configurando una serie de acuerdos con Martha Érika para gobernar con estabilidad y todo quedó en vilo. Dentro de poco, se vendrán las renuncias para incorporarse a la campaña y los desequilibrios, al menos momentáneos, son inevitables. Hará lo posible por evitar que el Ayuntamiento capitalino se convierta en el refugio barbosista porque la aprisionarían, además de que el proceso electoral podría opacar al primer año de su gobierno, iniciado en octubre pasado. Un eventual triunfo de Barbosa, la dejaría a merced del exsenador y de Yeidckol…

En otro momento, analizaremos el escenario de la sucesión…

Hasta entonces…