Un aporte para la reforma educativa – Juvenal Cruz Vega

La enseñanza del griego antiguo a través del método ecléctico analógico[1]

De mi máxima consideración a tres amigos de antaño. A Grace Balcazar, a Alejandro Pacheco, y con un singular reconocimiento a don Guillermo Pacheco Pulido. Les dedico esta disertación con la misma emoción que sentí al escribirla

Juvenal Cruz Vega

Director general

Academia de Lenguas Clásicas “Fray Alonso de la Veracruz

Introducción

La traducción necesita interdisciplinariedad, por ejemplo entre la lingüística o la semiótica y la hermenéutica. Hay que dominar la sintaxis de un idioma que se traduce, luego hay que manejar bien la correspondencia semántica entre las palabras y sus significados; pero, sobre todo, hay que ser atentos a la pragmática, que versa sobre las intenciones de los hablantes, y esto coincide con la hermenéutica. Mauricio Beuchot.

En esta ponencia trataré algunos aspectos de la metodología que he venido construyendo a lo largo de varios años de estudio, investigación y docencia, cuyo fin es facilitar el aprendizaje y la enseñanza del griego antiguo. Para esto me he apoyado de la propuesta de Mauricio Beuchot: la hermenéutica analógica. Las fuentes de la exposición son dos: El método ecléctico analógico para la enseñanza del griego antiguo[2] y Entrevista con Mauricio Beuchot. En la primera parte expondré una breve reseña acerca de la hermenéutica analógica. En la segunda parte haré una aplicación de la hermenéutica analógica a la enseñanza de la lengua griega. Finalmente edificaré una conclusión, en la cual presento una apreciación sobre el valor y la importancia de la lengua griega para nuestro tiempo; igualmente presento una valoración sobre la obra beuchotiana en la constitución del método ecléctico analógico, aplicado a la enseñanza de la lengua griega. Veamos los elementos apuntados, los cuales facilitarán el camino para sumergirse en el mundo apasionado del humanismo clásico.

3b10f3_9722d8adc6ae4140bf66279e5fa10b94mv2
Beuchot

1. La constitución de la hermenéutica analógica

La metafísica y la hermenéutica forman la principal reflexión de la filosofía de Mauricio Beuchot. Él mismo lo dice, sus estudiosos lo confirman, y en esta disertación lo vuelvo a escribir. Por su parte el doctor Guillermo Hernández Flores escribe al respecto: “Desde el principio se orienta en la filosofía hacia su historia y hacia la metafísica, que es la filosofía primera, al decir del filósofo. Además, comienza ya su definición hacia lo que será siempre el objetivo de su ministerio filosófico: el diálogo del tomismo con las corrientes contemporáneas del pensamiento. “La materia a la que más me incliné –recuerda de ese tiempo– fue la metafísica. Los filósofos a los que más me incliné fueron los presocráticos, Platón, Aristóteles, Santo Tomás; también me interesaron mucho las críticas a la metafísica, por ejemplo la de Heidegger y la de los neopositivistas”. Predominaba, no obstante, en su formación el tomismo, pero “un tomismo bastante actualizado”que no era ya el de los antiguos manuales en latín, como el de J. Gredt, “sino el curso tomista del Instituto Católico de París–publicado en español en la editorial Herder, de Barcelona–, con autores tales como Grenet, Vernaux, Grison, etc. También con algo de Maritain, Gilson, González Álvarez, etcétera”. [3]

Heidegger_1955
Heidegger

La hermenéutica es la otra parte de su pensamiento, que la unió con la analogía y a su vez brotó de la metafísica. Así pues, se debe a este filósofo la propuesta de la hermenéutica analógica que ha salido de  las obras de los clásicos y con el estilo de Mauricio, muy a la altura de la filosofía contemporánea con la que ha enriquecido su síntesis filosófica.[4]

En efecto, la hermenéutica y la analogía son dos aspectos distintos desde sus orígenes; sin embargo en su contenido son complementarias. Mauricio Beuchot con un enfoque interdisciplinario ha conjuntado estos dos términos para ampliar la interpretación más acertada. La hermenéutica es ciencia, método y arte de la interpretación de los textos; la analogía es proposición o proporcionalidad de la realidad, es una palabra muy amplia y ambigua que permite extender el horizonte para captar aspectos más cercanos de la verdad.

Maritain1
Jacques Maritain

En la hermenéutica analógica Mauricio Beuchot utiliza el lenguaje de santo Tomás como punto de partida, de ahí los términos polisémicos como: unívoco, equívoco y análogo. Pero con otros elementos que ayudan a la comprensión del texto: símbolo, icono, paradigma, signo, metáfora, metonimia, polisemia y otras relaciones del conocimiento. Por su apertura metodológica rechaza una sola interpretación (univocismo) y también varias interpretaciones que conducen al relativismo (equivocismo). La analogía por su misma naturaleza es amplia, se coloca entre la univocidad y la equivocidad, sin embargo, predomina ésta última, es decir, la diferencia o la proporcionalidad. La analogía se fundamenta en una filosofía del ser-ontología y una filosofía del hombre o antropología filosófica, por eso su reflexión conduce al hallazgo de la verdad que está interpretando el hermeneuta.

El objeto de la hermenéutica es el texto, el cual puede ser de muchas formas, pues no sólo se trata del texto escrito, es decir, del documento, sino también del diálogo como lo hace saber Hans George Gadamer. Mauricio Beuchot considera que “el texto escrito es cerrado, mientras que el diálogo es un texto en alguna medida abierto, no está circunscrito por el papel y tiene cierta independencia”.[5] Paul Ricoeur añade como texto la acción significativa, los medievales llamaban texto al mundo. Mauricio Beuchot, además de que acepta esta tesis de Gadamer y Ricoeur, llama texto a los pensamientos, al lenguaje y al símbolo.[6] Por lo anterior puede advertirse que la hermenéutica analógica es una herramienta muy abierta para la interpretación de textos y por su vinculación con la filosofía o metafísica busca la verdad para no interpretar desde lo subjetivo y desde lo relativo.

jaquemategadamer
Gadamer

2. La aplicación de la hermenéutica analógica a la enseñanza de la lengua griega

Sabido es que la hermenéutica analógica ha sido aplicada a muchas otras disciplinas del campo humanístico, artístico y científico. A este respecto apunta Mauricio Beuchot:

“la hermenéutica analógica se ha aplicado también a la psicología, señaladamente al psicoanálisis, y a la pedagogía. En psicología, por ejemplo, ha sido aplicado a la terapia familiar, ya que en las familias se da mucho el uso de símbolos (mitos, ritos, etc.), y si no funcionan bien, hay que interpretar sus fallas y buscar soluciones. En psicoanálisis, ha encontrado aplicación en la lectura de la misma teoría freudiana, y también en la clínica, ya que la mayoría de los conceptos psicoanalíticos son analógicos y, además, la relación del analista con el analizado no puede ser de una imposición unívoca, sino que debe llegar a la confluencia analógica de uno y otro. En pedagogía, lleva a una educación no impositiva, pero tampoco anárquica. Asimismo, está aplicándose a los estudios de género, sobre los que ya se publicó un volumen colectivo”.

Ahora aplicaremos la hermenéutica analógica a la enseñanza de la lengua griega. Nuestro trabajo considera las tres características fundamentales de la hermenéutica: la ciencia, el método y el arte. De esta forma la enseñanza tiene mayor seriedad en todos los aspectos, tanto por el lado del conocimiento, como por el mismo procedimiento. La enseñanza comienza con la misma noción de método con el fin de facilitar el estudio y el aprendizaje. Las palabras griegas μετά y δός han servido para componer la palabra método. Del término griego μέθοδος pasó al latín methodus y luego llegó hasta nosotros cargada de una rica significación: el camino para llegar a la meta. De esta manera, tomo la noción de método como un conjunto de procedimientos ordenados y sistematizados, encaminados a un fin. Séneca tiene una cita hermosa que hace que el camino, siendo muy extenso y pesado, sea agradable y menos riguroso a través de los ejemplos, pues “el método es difícil por sus preceptos y breve y eficaz por sus ejemplos”. [7]

teorias_de_personalidad_en_psicologia_sigmund_freud_1104_600
Freud

El método utilizado para la enseñanza de la lengua griega está basado en otros métodos de sobra conocidos, pues en la trayectoria y en la experiencia de la enseñanza he descompuesto muchos de ellos, con el fin de edificar uno nuevo, el cual he llamado método ecléctico analógico, inspirado en la filosofía beuchotiana; de tal modo, que es una integración de deducción e inducción, de análisis y síntesis y tiene como fundamento la ciencia de la hermenéutica analógica, es decir, metafísica, lógica, filosofía del hombre, semiótica, gramática, heurística, exégesis, semántica y hermenéutica, pues lo que pretendo es llegar a construir y a completar un método excelente de enseñanza, basado en la teoría de la hermenéutica analógica.

Mauricio Beuchot como maestro es aleccionador al referirse a estas disciplinas como base de la hermenéutica analógica:

“La metafísica es el fundamento de toda la filosofía. Y la lógica es su acompañante. La metafísica permite que tengamos una buena filosofía del hombre o antropología filosófica. Ésta hace que tengamos una ética bien adaptada a lo que el ser humano es. La semiótica y la hermenéutica tienen que ver con el lenguaje. La semiótica se ha privilegiado en la filosofía analítica, y la hermenéutica en la filosofía continental; pero me parece que se pueden complementar bien”.

Nuestro método es parecido a muchos, pero a su vez es diferente. Por su organización es similar a cuatro métodos teóricos y prácticos, tres son para enseñar griego, de los filólogos Jaime Berenguer Amenós, Lourdes Rojas Álvarez y Enrique Serraima Cirici; y uno es para enseñar latín, del filólogo mexicano Julio Pimentel Álvarez.[8]

Screen-Shot-2014-07-02-at-1.42.37-PM
Ricoeur

Este método es un trabajo sólido que ha venido a fortalecer a las ciencias y a las humanidades. También ha venido a fundamentar la materia de tronco común de una universidad bien organizada, pues a través de la temática y de todas las piezas que componen la lengua griega, ajustamos las características propias de la enseñanza que nos ha recomendado la hermenéutica analógica: cientificidad, interdisciplinariedad, normatividad y aplicabilidad.[9] En este proceso reunimos algunas de las metas que tienen los destinatarios, independientemente de la profesión y del estatus de cada uno.

El método ecléctico analógico que proponemos ya no es meramente lingüístico y gramatical, pues la hermenéutica analógica le ha ofrecido una base sólida en el fundamento. Partimos de textos dados y algunos inventados, traídos de otros trabajos bien seleccionados, pues consiste en una exposición de cinco mil ejercicios de regular tamaño para estudiarlos en cuatro años con tres horas de clase semanarias y con tres horas de estudio personal, sin abandonar la universidad y las demás actividades de índole personal.

El orden de los ejercicios es progresivo, va de menos a más, de lo más fácil a lo menos fácil, de lo más sencillo a lo menos sencillo, de lo menos difícil a lo menos complejo. En el primer bloque de quinientos ejercicios se puede comprender gran parte del método, porque desde el primer ejercicio el profesor va explicando las características del método con el fin de esclarecer las metas más comunes que traen los estudiantes al llegar a los cursos de griego antiguo: lectura, vocabulario, morfología, etimología, sintaxis, hipérbaton, musicalidad, semántica, estilística y cultura de cada texto o si se prefiere de cada ejercicio que cumpla tal requisito.

Así como todos los autores o compiladores de métodos insisten que el primero que debe conocer el método es el maestro, así también nosotros lo consideramos desde el principio, pues si el maestro puede enseñar, el discípulo puede aprender. Me refiero al conocimiento, al orden lógico, a la pedagogía, a la didáctica, a la ética y al gusto y entusiasmo que el maestro debe transmitir a sus discípulos. Si la mímesis que recomienda Mauricio Beuchot la aplicamos bien, fácilmente podemos agregar otros pensamientos que vienen a fortalecer la metodología. Particularmente yo recuerdo una experiencia sobre este punto, cuando escribí una nota de mi primer maestro de latín:

“El padre David López Jiménez fue mi primer maestro de latín después de que yo había terminado la preparatoria. Fue un paradigma para mi vida y un entusiasmo para mi docencia, a partir de él comencé a distinguir y a elegir a los verdaderos maestros, pues solía repetir que un auténtico maestro no es solamente el que posee conocimiento, sino también el que tiene virtudes, talento y valor para enseñar, y por eso, había que estudiar cientos de veces a Mateo, 28, 18-20, para poder comprender el verdadero proyecto de la docencia y de la vida pastoral”.[10]

Por su parte el doctor Pedro Constantino Tapia Zúñiga viene a decir algo similar y a completar una parte de esta propuesta:

“hay que saber, pues, griego, para enseñar griego y probablemente sea éste el requisito fundamental de su enseñanza, sin que ello quiera decir que hay que descartar el problema del método. Un método en cualquier empresa, es absolutamente indispensable; por algo es que ahora hablamos de metodología. Sin embargo, las fallas en la enseñanza o en el aprendizaje del griego  y de cualquier lengua obedecen menos a la falta de método que las deficiencias del maestro”.[11]

homero_2
Homero

Así pues, el maestro debe saber griego o al menos debe entender su propio método. El método que proponemos es similar a otros métodos, de los cuales tomamos algunos de los contenidos para armar uno nuevo. En la trayectoria de la enseñanza, el estudiante podrá ir comprendiendo los textos y cada una de sus partes, podrá ir asimilando su estructura gramatical de forma natural e intuitiva, pues cada palabra tiene sentido dentro de su contexto, eliminando la frontera de la memorización masiva de significados descontextualizados que generan confusión en el estudiante y además problemas de traducción.

En la disertación he venido reseñando algunos de los contenidos de este método, pues los he tomado de otros métodos y les he venido dando un orden temático, de mayor comprensión a menor extensión con el fin de facilitar el conocimiento y el aprendizaje de la lengua griega. En este trabajo encontramos como se dijo arriba, ejercicios de la obra de Jaime Berenguer Amenós, Luis Penagos, Lourdes Rojas Álvarez, Pedro Tapia Zúñiga, Enrique Serraima Cirici, Demetrio Frangos, Blas Goñi, Agustín Mateos Muñoz, Bernabé Navarro; y de vez en cuando tomo textos de autores antiguos de diversos periodos para fortalecer el contenido académico del estudiante y para emocionarlo; alguna ocasión invento un ejercicio nuevo para ejercitar la estilística y el hipérbaton del periodo clásico. Parafraseando a Mauricio Beuchot cuando se le ha preguntado sobre las piezas ya existentes que usa en la hermenéutica analógica, lo valioso no es sólo que existan esas piezas en la historia del pensamiento, sino el valor de reunirlas y elaborar con ellas una nueva síntesis a partir del pensamiento dado.

Pongo algunos ejercicios sencillos para comenzar a introducir al estudiante al método, y al entrar a ellos, destaco cinco elementos fundamentales de la ortología: grafía, ortografía, fonética, prosodia y caligrafía. [12]

Platon
Platón

Desde muy temprano conviene hacer aplicaciones de la hermenéutica analógica con el fin de practicar el equilibrio del trabajo. Sólo importa por ahora que el estudiante pueda leer correctamente griego, lo cual se podrá lograr con la práctica y con la repetición de ejercicios. Las traducciones y los demás elementos que requiere el texto son obra del profesor de la asignatura. Veamos algunos ejemplos:

Αἱ μοῦσαι, αἱ θεαὶ τῶν τεχνῶν καὶ ἑπιστημῶν, εἰσιν ἐννέα. Μελπομένη ἐστὶ μοῦσα τῆς τραγῳδίας, καὶ Θάλεια τῆς κωμῳδίας· Οὐρανία δὲ ἐπιμέλειαν ἔχει τῆς ἀστρονομίας, καὶ Καλλιόπη τῆς ποιητικῆς τέχνης. Πολυμνία δὲ τὰς ᾠδὰς προστατεύει, καὶ Τερψιχόρα τῆς χορείας. Εὐτέρπη δέ ἐστι μοῦσα τῆς μουσικῆς, καὶ Κλείω τῆς ἱστορίας, καὶ Ἐρατὼ τῆς λυρικῆς τέχνης.[13]

Ἀθῆναί εἰσιν ἐν τῇ Ἀττικῇ καὶ Σπάρτη ἐν τῇ Λακωνικῇ, καὶ  Θῆβαι ἐν τῇ Βοιωτίᾳ. Αἱ μοῦσαι καὶ αἱ τέχναι ἦσαν ἐν τιμῇ ἐν ταῖς Ἀθήναις ἀλλ’οὐκ ἐν ταῖς Θήβαις. Ἡ δὲ Σπάρτη τῇ ἀνδρείᾳ καὶ τῇ πειθαρχίᾳ καὶ τῇ καρτερίᾳ ἦν μεγάλη, καὶ θαυμάζομεν τὴν Λεωνίδου τελευτὴν ἐν ταῖς Θερμοπύλαις. Αἱ δὲ Πελοπίδου καὶ Ἐπαμεινώνδου νῖκαι φέρουσιν Θήβαις δόξαν καὶ τιμὴν μεγάλην.[14]

Χαῖρε Μαρία, κεχαpιτωμένη ὁ Κύριος μετὰ σου· εὐλογημένη σὺ ἐν γυναιξί, καὶ εὐλογημένος ὁ καρπὸς τῆς κοιλίας σου Ἰησοῦς. Ἁγία Μαρία μῆτερ Θεοῦ, πρέσβευε ὑπὲρ ἡμῶν τῶν ἁμαρτωλῶν, νῦν καὶ ἐν τῇ ὥρᾳ τοῦ θανάτου ἡμῶν. Ἀμήν .[15]

Ἐν ἀρχῇ ἦν ὁ λόγος, καὶ ὁ λόγος ἦν πρὸς τὸν θεόν, καὶ θεὸς ἦν ὁ λόγος. Οὗτος ἦν ἐν ἀρχῇ πρὸς τὸν θεόν. [16]

Καὶ τῇ ἡμέρᾳ τῇ τρίτῃ γάμος ἐγένετο ἐν Κανᾶ τῆς Γαλιλαίας καὶ ἦν ἡ μήτηρ τοῦ Ἰησοῦ ἐκεῖ·  ἐκλήθη δὲ καὶ ὁ Ἰησοῦς καὶ οἱ μαθηταὶ αὐτοῦ εἰς τὸν γάμον.[17]

Ἰωάννης ταῖς ἑπτὰ ἐκκλησίαις ταῖς ἐν τῇ Ἀσίᾳ. Χάρις ὑμῖν καὶ εἰρήνη ἀπὸ  ὁ ὢν καὶ ὁ ἦν καὶ ὁ ἐρχόμενος καὶ ἀπὸ τῶν ἑπτὰ πνευμάτων ἃ ἐνώπιον τοῦ θρόνου αὐτοῦ, καὶ ἀπὸ Ἰησοῦ Χριστοῦ, ὁ μάρτυς, ὁ πιστός, ὁ πρωτότοκος τῶν νεκρῶν καὶ ὁ ἄρχων τῶν βασιλέων τῆς γῆς.[18]

Καὶ Ἰησοῦς προέκοπτεν ἐν τῇ σοφίᾳ καὶ ἡλικίᾳ καὶ χάριτι παρὰ θεῷ καὶ ἀνθρώποις.[19]

Ἡ κόρη ἐν μεγίστῃ ἀπορίᾳ ἀληθῶς ἐστι, χθές γὰρ τὴν ἔφευξεν οἰκίαν.[20]

Poco a poco se puede ir presentando ejercicios más interesantes que los anteriores. La finalidad es que los alumnos comiencen a conocer y a distinguir el vocabulario por familias, por tipos de verbos, declinación, conjugación y algunos elementos fundamentales de la sintaxis griega y española, y sobre todo, que comiencen a conocer la semántica y la pragmática de los ejercicios estudiados. Los textos tienen algunos elementos más avanzados, incluso llevan un vocabulario diferente y nuevo. La ventaja es, que todos los profesores del método conocen los aspectos fundamentales de cada uno de los textos. Pongo algunos ejemplos para continuar saboreando el estudio.

El amigo

Μέγας θησαυρὸς ὁ φίλος  ἐστί,  καὶ  ἄξιος πασῶν μελετῶν. Ὁ φίλος συμβουλεύει  ἡμῖν  ἐν  ταῖς  ἀπορίαις, κωλύει τὰ  ἡμέτερα κακά, δακρύει σὺν ἡμῖν  ἐν ταῖς  ἀτυχίαις,  καὶ  ὅταν  ὦμεν νοσεροί, νυκτερεύει πρὸς τῇ ἡμετέρᾳ κλίνῃ θωπεύων ἡμᾶς μύθοις μαλακοῖς. Ὁ φίλος ἐστὶν ἄλλος ἐγώ, καὶ ἡ φιλία πεγὴ χαρᾶς καὶ ἡδονῆς. El amigo es un gran tesoro y digno de todos los cuidados. El amigo nos aconseja en las dificultades, impide nuestros males, llora con nosotros en las desgracias, y cuando estamos enfermos pasa la noche, sentado cerca de nuestra cama, halagándonos con pláticas agradables. El amigo es otro yo y su amistad es fuente de alegría y de complacencia.

Las casas armenias

Οἱ δὲ Ἀρμένιοι  ἔχουσι τὰς οἰκίας κατὰ τῆς γῆς· ταῖς δὲ οἰκίαις ἐστὶ μικρòν στόμα. Καὶ τοῖς μὲν ὑποζυγίοις αἱ εἴσοδοι ὀρικταὶ εἰσιν, οἱ δὲ ἄνθρωποι καταβαίνουσιν ἐπὶ κλίμακος. Ἐν δὲ ταῖς οἰκίαις εἰσὶν αἶγές τε καὶ ἄλλα ζῷα· οἱ δὲ Ἀρμένιοι τρέφουσι τὰ ζῷα ἔνδον χιλῷ. Ἐν δὲ ἀγγείοις ἐστὶν οἶνος καὶ τòν οἶνον εἰς τò στόμα μύζουσι καλάμοις. Los armenios tienen sus casas de bajo de la tierra, las cuales tienen una entrada pequeña. Las acémilas entran porque los caminos están cavados, mientras que los hombres bajan sobre una escalera. En las casas hay cabras y otros tipos de animales. Los armenios alimentan sus animales dentro de sus casas con forraje verde. En los recipientes hay vino, y lo chupan con las cañas por la boca.
aristoteles
Aristóteles

Hay otros ejercicios que tienen mayor seriedad, pues con ellos se puede trabajar regularmente la ortología, la morfología y la sintaxis. A todo esto le agregamos el recurso didáctico de la memoria, se ve divertido, porque es una forma de impulsar el estudio con seriedad. Pongo dos ejemplos tomados de griego bíblico, uno de la biblia griega, la Septuaginta, del libro del génesis, y otro, tomado del Nuevo Testamento, del Evangelio de Mateo.[21]

Ἐν ἀρχῇ ἐποίησεν ὁ θεὸς τὸν οὐρανὸν καὶ τὴν γῆν. Ἡ δὲ γῆ ἦν ἀόρατος καὶ ἀκατασκεύαστος καὶ σκότος ἐπάνω τῆς ἀβύσσου, καὶ πνεῦμα θεοῦ ἐπεφέρετο ἐπάνω τοῦ ὕδατος. Kαὶ εἶπεν ὁ θεός γενηθήτω φῶς. Καὶ ἐγένετο φῶς. Kαὶ εἶδεν ὁ θεὸς τὸ φῶς ὅτι καλόν καὶ διεχώρισεν ὁ θεὸς ἀνὰ μέσον τοῦ φωτὸς καὶ ἀνὰ μέσον τοῦ σκότους. Kαὶ ἐκάλεσεν ὁ θεὸς τὸ φῶς ἡμέραν καὶ τὸ σκότος ἐκάλεσεν νύκτα καὶ ἐγένετο ἑσπέρα καὶ ἐγένετο πρωί, ἡμέρα μία. En el principio Dios creó el cielo y la tierra. La tierra era confusión y caos, y había oscuridad por encima del abismo, y el espíritu de Dios aleteaba por encima de las aguas. Y dijo Dios: que se haga la luz. Y se hizo la luz. Luego Dios vio que la luz era hermosa. Después Dios separó la luz de la oscuridad. Y a la luz la llamó día y a la oscuridad la llamó noche. Y atardeció y amaneció: el día primero.
Καὶ προσελθὼν ὁ Ἰησοῦς ἐλάλησεν αὐτοῖς λέγων· ἐδόθη μοι πᾶσα ἐξουσία ἐν οὐρανῷ καὶ ἐπὶ γῆς. Πορευθέντες οὖν μαθητεύσατε πάντα τὰ ἔθνη, βαπτίςοντες αὐτοὺς εἰς τὸ ὄνομα τοῦ πατρὸς καὶ τοῦ υἱοῦ καὶ τοῦ ἁγίου πνεúματος διδάσκοντες αὐτοὺς τηρεῖν πάντα ὅσα ἐνετειλάμην ὑμῖν· καὶ ἰδοὺ ἐγὼ μεθ’ ὑμῶν εἰμι πάσας τὰς ἡμέρας ἕως τῆς συντελεῖας τοῦ αἰῶνος[22]. Y acercándose Jesús a sus discípulos les habló en estos términos: se me ha dado toda autoridad en el cielo y en la tierra. Vayan, pues, y hagan discípulos a todos los pueblos, bautícenlos en el nombre del padre, del hijo y del espíritu santo y enséñenles a guardar todo cuanto yo les he enseñado, he aquí que yo estaré con ustedes todos los días hasta el fin del mundo. 

Uno de los propósitos más comunes que lleva el estudiante de griego, es aprender a traducir. También es uno de los propósitos del trabajo vinculado dentro de la metodología. Desde el principio del estudio se insiste en la traducción, versión o traslación. Se comienza con algo elemental y de hecho el alumno así lo va asimilando, sabe que nuestro trabajo comienza con un estudio gramatical. El doctor Pedro Tapia Zúñiga llama a esta labor “ejercicios de transposición o de transcodificación gramatical, que estrictamente aún no puede llamarse traducción”.[23]

LibroDesJuegasAlfonXAndCourt
Alfonso X y la Escuela de Traductores de Toledo

A partir de la hermenéutica analógica construimos un modelo de traducción basado en cuatro elementos fundamentales: lectura, , estructura lógica  y sintáctica, traducción y vocabulario.[24] La lectura con sus elementos fundamentales: escritura, ortografía, fonética, prosodia y caligrafía. El vocabulario con su estudio interdisciplinario: tipología, etimología, flexiología, semántica y pragmática. La lógica enseña la estructura del pensamiento, la sintaxis proporciona la estructura de la oración, la semántica entrega el conjunto de significados y la pragmática da el significado más cercano que necesita el texto. A todo el trabajo, es importante la labor de la hermenéutica, la cual trae otras disciplinas al trabajo vinculado, luego la analogía les da proporcionalidad y unidad, hasta que el estudio de la traducción esté más completo y se vuelva una traductología. El doctor Mauricio Beuchot dice sobre esta parte de la enseñanza:

“La traducción necesita interdisciplinariedad, por ejemplo entre la lingüística o la semiótica y la hermenéutica. Hay que dominar la sintaxis de un idioma que se traduce, luego hay que manejar bien la correspondencia semántica entre las palabras y sus significados; pero, sobre todo, hay que ser atentos a la pragmática, que versa sobre las intenciones de los hablantes, y esto coincide con la hermenéutica”.

La traducción como todo trabajo serio se aprende al principio por mímesis. Se aprende con un maestro.

“En los primeros textos, habrá cierto apego a las estructuras  sintácticas del original; sin  embargo, poco a poco habrá que enseñar al alumno que, al “traducir”, no hay que traducir sólo pensando en la gramática, sino en el mensaje del escritor que, en su afán de comunicarnos algo, se sirve de la gramática. Por lo demás, no tenemos porqué martirizar a nuestros estudiantes con tareas de traducción desde la primera clase; ni siquiera, diría yo, durante los primeros cursos, eso no es lo importante. Que traduzca el maestro; el trabajo del alumno es el de un niño que aprende su lengua: oyendo, repitiendo, volviendo a repetir, volviendo a oír”.[25]

El maestro ha de ser el guía del alumno, su pedagogo, su filólogo, su hermeneuta; por lo tanto, será su diccionario, su gramática y su libro de cultura; poco a poco el estudiante se irá alejando de su maestro y comenzará a realizar sus propias traducciones. Algún día hará una buena traducción, una traducción completa, la cual no consiste solamente en sustituir las ideas y las frases por las palabras equivalentes, sino también, en producir el sentimiento, el  movimiento y el color de la obra primitiva. Es la traducción en la literatura, lo que en el arte la copia de un cuadro, que debe ser siempre, en lo posible, un fiel traslado del original.

Para traducir bien se necesita conocer con tanta perfección el idioma traducido como aquél a que se traduce; más no siempre falta el traductor a la fidelidad por impotencia, sino que a veces peca por sistema, como cuando pretende perfeccionar y superar al modelo, o satisfacer la moral o la fe, velando constantemente, por ejemplo, los pasajes amorosos de los autores paganos, o desfigurando los pensamientos contrarios a la religión. La traducción no siempre debe ser perfecta, hay que adaptar a la lengua que se está traduciendo. En esta parte se debe hacer una traducción, dice Mauricio Beuchot: “No una traducción unívoca, es decir, literal; tampoco una equívoca, es decir, demasiado libre, sino una traducción analógica, es decir, que guarde el equilibrio entre el idioma de origen y el de destino”.

Atenea2
Atenea

En esta parte pongo algunos textos variados, que he adaptado muy bien al método. Casi todos tienen facilidad por su contenido, tienen vocabulario clásico, construcciones coordinadas y subordinadas y con una estilística del griego de la época alejandrina y algunos testimonios del griego clásico, según el tipo de género y el tipo de texto. Veamos algunos ejemplos:

Atenea

Μεγάλην εἶχε τιμὴν  Ἀθήνσιν  ἡ Ἀθηνᾶ,  ἣ καὶ τὸ ὄνομα  ἔδωκε τῇ πόλει,  εἶπον  δὲ ὅτι  ἐκ  τῆς  κεφαλῆς  τοῦ πατρὸς  αὐτῆς,  τοῦ Διός, ἐξῆλθε. Καὶ ὡς πρὸς τὸν πόλεμον δόρυ ἔφερεν ἡ Ἀθηνᾶ ἐν τῇ δεξιᾷ, ἐν δὲ τῇ  ἀριστερᾷ  ἀσπίδα· ἐπὶ  δὲ τοῦ κράνους ἐκάθητο γλαῦξ· σημεῖον δ’ αὕτη ἡ ὄρνις τῆς σοφίας, θεὸς δὲ σοφίας  ἡ Ἀθηνᾶ. Τῶν δ’ ἀνθρώπων φίλτατος τῇ Ἀθηνᾷ ὁ Ὀδυσσεύς, ὡς εὑρεῖν πάρεστιν ἐν τῇ Ὀδυσσείᾳ τοῦ Ὁμήρου. Atenea, quien también dio su nombre a la ciudad, tenía mucho respeto en Atenas. Pues se decía que ella nació de la cabeza de su padre Zeus. Atenea, así como portaba una lanza en la mano derecha para la guerra, igualmente llevaba un escudo en la mano izquierda. Y sobre su yelmo posaba una lechuza, pues esta ave era el símbolo de la sabiduría, y Atenea era la diosa de la sabiduría. Para ella, Odiseo era el más querido de todos los hombres, tal como suele encontrarse en la Odisea de Homero.

Platón y Diógenes

Πλάτων ὡρίζετο ἄνθρωπον, λέγων ὅτι ἄνθρωπός ἐστι ζῶον δίπουν καὶ ἄππερον. Διὰ τοῦτο πάντες εὐδοκίμησαν τὸν Πλάτωνα. Ἀλλὰ Διογένης ἔτιλε ἀλεκτρύονα, καὶ ἔνεγκεν εἰς τὴν σχολὴν τοῦ Πλάτωνος, καὶ εἶπε πρὸς πάντων∙ Οὗτος ἀλεκτρύων ἐστὶ ἄνθρωπος∙ δύο γὰρ πόδας ἔχει καὶ ἄπτερός ἐστι. Platón definió al hombre diciendo: el hombre es un animal bípedo y sin plumas. Por eso todos los hombres admiraron a Platón; sin embargo, Diógenes desplumó un gallo y lo llevó a la escuela de Platón y dijo a todos: este gallo es un hombre porque tiene dos pies y no tiene plumas.

 La pregunta de Amasis

Κελεύει ὁ Ἄμασις τὸν τῶν Αἰθιόπων βασιλέα λέγειν τὸ πρεσβύτατον καὶ τὸ κάλλιστον  καὶ  τὸ μέγιστον  καὶ  τὸ σοφώτατον  καὶ  τὸ κοινότατον  καὶ  τὸ ὠφελιμώτατον  καὶ  τὸ βλαβερώτατον  καὶ  τὸ ἰσχυρότατον καὶ τὸ ῥᾷστον. Ὁ δὲ Αἰθιόπων βασιλεὺς ἀποκρίνει· Πρεσβύτατος χρόνος, μέγιστος κόσμος, σοφωτάτη ἀλήθεια, κάλλιστον φῶς, κοινότατος θάνατος, ὠφελιμώτατος θεός, βλαβερώτατος ὁ τοῦ κακοῦ δαίμων, ἰσχυροτάτη τύχη, ῥᾷστη ἡδονή. Amasis, el rey de Egipto exhorta al rey de los etíopes que diga: qué es lo más viejo, lo más hermoso, lo más grande, lo más sabio, lo más común, lo más valioso, lo más dañino, lo más fuerte y lo más fácil. A lo cual respondió el rey de lo etíopes: Lo más viejo es tiempo, lo más hermoso es la luz, lo más grande es el universo, lo más sabio es la verdad, lo más común es la muerte, lo más valioso es Dios, lo más horrible es el mal, lo más fuerte es el dinero y lo más fácil es el placer.

El cerdito y las ovejas

Ἔν τινι ποίμνῃ ἐνέμετο. Καὶ δή  ποτε  μεμφόμενα τοῦ ποιμένος συλλαμβάνοντος αὐτὸν καὶ ἀπάγοντος, ἔκραζε καὶ ἀντέτεινε. Τὰ δὲ πρόβατα αὐτὸν ᾐτιᾶτο καὶ μεμφόμενα ἔλεγεν· ἡμᾶς μὲν συνεχῶς ὁ ποιμὴν συλλαμβάνει καί οὐ κράζομεν. Ὁ δὲ δέλφαξ ἔφη πρòς ταῦτα· Ἀλλ’ οὐκ ἔστιν ὁμοία τῇ ὑμετέρα ἢ ἐμὴ σύλληψις. Ὑμᾶς μὲν γὰρ συλλαμβάνει οὗτος ἢ διὰ τὰ ἔρια ἢ διὰ τò γάλα· ἐμὲ δὲ διὰ τò κρέας. En un rebaño se hallaba un lechón y justamente un día cuando el pastor lo capturaba y se lo llevaba, el cerdito chillaba y se resistía. Pero las ovejas comenzaron a increparlo y a reprocharle diciendo: el pastor a menudo nos captura y no chillamos. Entonces el cerdito dijo a las ovejas: pero la captura no es igual a ustedes que a mí, porque el pastor las captura, o bien por la lana, o bien por la leche; pero a mí, me captura por la carnita.

 La zorra y la máscara

Ἀλώπηξ εἰς οἰκίαν ἐλθοῦσα ὑποκριτοῦ, καὶ ἕκαστα τῶν αὐτοῦ σκευῶν διερευνωµένη, εὗρε καὶ κεφαλὴν µορµολυκείου εὐφυῶς κατεσκευασµένην. Ταύτην ἀναλαβοῦσα ταῖς χερσὶν ἔφη· ὦ οἵα κεφαλή, καὶ ἐγκέφαλον οὐκ ἔχει. Ὁ µῦθος πρὸς ἄνδρας µεγαλοπρεπεῖς µὲν τῷ σώµατι, κατὰ δὲ ψυχὴν ἀλογίστους. Cierto día una zorra, mientras entraba a la casa de un actor, y al examinar atentamente cada uno de sus muebles, también encontró la cabeza de una máscara perfectamente trabajada. Y habiéndola levantado con sus manos, exclamó diciendo: ¡qué hermosa cabeza¡ ¡Pero no tiene cerebro¡ Este relato es apto a todos los hombres bellos por su cuerpo y feos por su alma.[26]

 Las dos alforjas

Ἀνθρώπων ἕκαστος δύο πέρας φέρει, τὴν μὲν ἔμπροσθεν, τὴν δὲ ὄπισθεν. Γέμει δὲ κακῶν ἑκατέρα∙ ἀλλ’ ἡ μὲν ἔμπροσθεν ἀλλοτρίων, ἡ δὲ ὄπισθεν τῶν τοῦ φέροντος. Καὶ δία τοῦτο οἱ ἄνθρωποι τὰ μὲν ἐξ αὐτῶν κακὰ οὐχ ὁρῶσι, τὰ δὲ ἀλλότρια πάνυ ἀκριβῶς θεῶνται. Cada uno de los hombres lleva dos alforjas, una la lleva adelante y la otra, la lleva en la espalda. Cada una de ellas está llena de males. La de adelante está llena de los males ajenos, la de atrás está llena de los males del mismo que la lleva. Y por esto, los hombres no pueden ver los males de ellos mismos, pero pueden ver perfectamente los males ajenos.

En este punto hay que insistir nuevamente en la mímesis, pero integrándola con la enseñanza para que ambas proporcionen buenos resultados entre los discípulos que están estudiando la lengua y que están aprendiendo a traducir, ya que en el fondo del trabajo vinculado están entrenándose en la interpretación de textos literarios. Mauricio Beuchot al hablar de la educación y de la enseñanza escribe acertadamente:

“Para ello se necesita la interpretación, de ahí el recurso a la hermenéutica, que es la disciplina que enseña a interpretar textos, entre los cuales está la conducta del estudiante, que se pretende ayudar a formar. De allí también el recurso a la analogía, que es lo que permite integrar la enseñanza y la ejemplaridad con una mímesis o imitación no servil, sino libre y creativa. Y con ello se configura una hermenéutica basada en la analogía y la iconicidad, que permite avanzar en este proceso de identificación en medio de la interacción con lo diverso o diferente”.

new_demo_pericles_statement_01
Pericles y la peste de Atenas

En el transcurso de la enseñanza de vez en cuando incluimos un texto más hermoso y más complicado con el fin de ejercitar la mayor parte de los elementos del método: escritura, caligrafía, ortografía, fonética, prosodia, tipología, flexiología, etimología, semántica, sintaxis, nemotecnia, traducción, historia y cultura. Pues todos estos elementos son los constitutivos del modelo del griego clásico, el cual describimos como un paradigma en: escritura, pronunciación, prosodia, vocabulario, morfología, sintaxis y cultura. Es el modelo de la lengua griega que utilizaron los autores a lo largo de los siglos VI, V y IV a.C. Es la época de los presocráticos, sofistas, de Pericles y de las grandes guerras, médicas y del Peloponeso. Coincide también con la edad de oro de la literatura griega, en la que se escribió en los dialectos: jónico, eólico, dórico y ático. En este paradigma destacaron autores tales como: Heráclito, Parménides, Gorgias, Protágoras, Isócrates, Platón, Demóstenes, Antístenes, Tucídides, Jenofonte, Heródoto, Esquilo, Sófocles, Aristófanes, Eurípides, Píndaro, donde los autores y los gramáticos ponen especial atención en fijar una norma que sirva como modelo imitable de lo que se considera buen griego. Nuestro método es griego clásico, desde el punto de vista del vocabulario, pronunciación, prosodia, morfología, sintaxis, cultura, y sobre todo, desde el punto de vista estilístico. El paradigma de escribir griego en nuestro método se va dejando ver poco a poco. De un conjunto de oraciones se redacta bajo el criterio del hipérbaton, por lo tanto, hay variedad literaria en el paradigma clásico.[27] Pongamos un ejemplo con más elementos de estudio para disfrutar esta teoría, es una paráfrasis del historiador Heródoto, intitulada Nacido para ser rey:

Ὁ δὲ Κῦρος, ὅτε ἦν δεκαετὴς καὶ ἔτι ἐνομίζετο εἶναι υἱὸς τοῦ βουκόλου, ἔπαιζεν ἐν τῇ κώμῃ μετ’ ἄλλων τινῶν παίδων. Οἱ δὲ παῖδες ἐποίησαν αὐτὸν εἶναι ἑαυτῶν βασιλέα. Τοῦ δὲ Κύρου κελεύσαντος, οἱ μὲν αὐτῶν οἰκίας ᾠκοδόμουν, οἱ δὲ δορυφόροι ἦσαν, οἱ δὲ ἄλλα ἔργα ἐποίουν.

Εἷς δὲ τούτων τῶν παίδων, υἱὸς ὢν Ἀρτεμβάρους, ἀνδρὸς ἐν Μήδοις δοκίμου, οὐκ ἔπρασσεν ἃ ὁ Κῦρος προσέταξεν. Ἐκέλευσεν οὖν ὁ Κῦρος τοὺς ἄλλους παῖδας αὐτὸν λαβεῖν. Πειθομένων δὲ τῶν παίδων, ὁ Κῦρος τὸν παῖδα μάστιγι ἐκόλασεν.

Ὁ δὲ, ἐπεὶ ἀπέφευγεν, μάλιστα ὀργιζόμενος δι’ ἃ ἔπαθεν, ἤγγειλε τὸ γενόμενον τῷ πατρί. Ὁ δὲ Ἀρτεμβάρης, ἐλθὼν παρὰ τὸν Ἀστυάγην καὶ ἅμα ἄγων τὸν παῖδα, εἶπεν·’ Ὦ βασιλεῦ, ὑπὸ τοῦ σοῦ δούλου, υἱοῦ ὄντος βουκόλου, ὧδε ὑβρίσμεθα καὶ ἐδήλωσε τοὺς τοῦ παιδὸς ὤμους. Ἀκούσας δὲ καὶ ἰδών, ὁ Ἀστυάγης μετεπέμψατο τόν τε βουκόλον καὶ τὸν παῖδα.

Τούτων δὲ παρόντων, βλέψας πρὸς τὸν Κῦρον, ὁ Ἀστυάγης ἔφη· ‛Σὺ δή, ὢν υἱὸς βουκόλου, ἐτόλμησας τὸν τοῦδε υἱὸν ὧδε ὑβρίζειν;’Ὁ δὲ ἀπεκρίνατο’· Ὦ δέσποτα, ἐγὼ ταῦτα δικαίως ἐποίησα. Οἱ γὰρ ἐκ τῆς κώμης παῖδες, ὧν καὶ ὅδε ἦν, παίζοντες ἐποίησαν ἐμὲ ἑαυτῶν βασιλέα. Ἐδόκουν γὰρ αὐτοῖς εἶναι εἰς τοῦτο ἐπιτηδειότατος. Οἱ μὲν οὖν ἄλλοι παῖδες ἃ ἐκέλευσα ἔπραξαν, οὗτος δὲ οὐκ ἐπείθετο, ἕως ἐκολάσθη. Εἰ οὖν ἄξιός εἰμι κολάζεσθαι, ἐνθάδε πάρειμι.’

Tαῦτα δὲ λέγοντος τοῦ παιδός, ὁ Ἀστυάγης ἐδόκει ἀναγνωρίζειν τὸ πρόσωπον αὐτοῦ καὶ πολὺν χρόνον ἄφθογγος ἦν. Τοῦ δὲ Ἀρτεμβάρους ἀποπεμφθέντος, ἐκέλευσε τοὺς θεράποντας ἔσω ἄγειν τὸν Κῦρον. Ἐπεὶ δὲ ὁ βούκολος ὑπελέλειπτο μόνος, ὁ Ἀστυάγης αὐτὸν ἠρώτησεν πόθεν ἔλαβε τὸν παῖδα. Ὁ δὲ ἀπεκρίνατο ὅτι ἐστὶν ὁ ἑαυτοῦ υἱὸς. Ὁ δὲ Ἀστυάγης ἐσήμαινε τοῖς δορυφόροις συλλαμβάνειν καὶ τύπτειν αὐτόν. Ὁ δὲ ἐν μεγίστῃ ἀπορία ὤν, ἀληθῶς πάντα ἐξηγεῖτο καὶ ᾔτησε τὸν βασιλέα ἑαυτῷ συγγιγνώσκειν.[28]

Cuando Ciro tenía diez años de edad y todavía se consideraba que era hijo de un boyero jugaba en una aldea con algunos niños. Luego los niños inventaron que él fuera su rey. Y mientras Ciro lo ordenaba, unos construían sus casas, otros eran lanceros y los demás hacían otras actividades. Pero uno de estos niños que era hijo de Artémbares, un hombre notable entre los medos, no hizo lo que Ciro ordenó. Por consiguiente, Ciro designó que los otros niños lo capturaran. Y mientras los niños obedecían, Ciro castigó al niño con un látigo. Y éste, después de que se escapó, irritándose mucho por lo que sufrió, comunicó lo ocurrido a su padre. Y tan pronto como Artémbares fue a la casa del rey Astiages y al mismo tiempo llevando a su hijo, dijo: “su majestad, hemos sido maltratados tanto, por tu esclavo, el que es hijo del boyero, inmediatamente le mostró los hombros del niño”. Al escuchar y al ver esto, el rey Astiages mandó buscar al boyero y a su hijo. Y al estar presentes estos, mientras el rey Astiages observaba a Ciro dijo: “¿en verdad, tú siendo hijo de un boyero, te atreviste a maltratar tanto al hijo de este hombre?”. El niño respondió: “su majestad, yo hice justamente estas cosas, pues los niños de esta aldea, de los cuales, también estaba este niño, mientras jugábamos me hicieron su rey”; pues les pareció que yo era el más capaz para esta obra. Por consiguiente, los otros niños hicieron lo que ordené, pero este niño no obedeció hasta que fue castigado. Así pues, si soy merecedor de ser castigado, aquí estoy presente. Y el niño al decir estas cosas, el rey Astiages le pareció reconocer su semblante y estuvo mucho tiempo en silencio. Y mientras Artémbares se despedía, el rey ordenó que sus sirvientes llevaran a Ciro adentro del palacio. Después que el boyero fue dejado solo, el rey Astiages le preguntó que de dónde había tomado al niño. Este respondió que era su hijo. Entonces el rey Astiages hizo señas a los lanceros que lo capturaran y que lo golpearan. Con todo, el boyero al estar en una grande dificultad relató todo con verdad y pidió a su rey que lo perdonara. 
Herodoto
Herodoto

En todo este trabajo, la hermenéutica incluye a la exégesis y a las demás disciplinas con el fin de explicar más aspectos del texto, porque al fin de cuentas nuestro trabajo es una interpretación. Mauricio Beuchot viene a iluminar nuestro trabajo al decir:

“La traducción es una interpretación, por eso es una actividad hermenéutica. Pero, además, versa sobre textos, compuestos de signos, los más difíciles de los cuales son los símbolos. Asimismo, después del análisis de los textos, hecho por la semiótica, viene la síntesis que agrega la hermenéutica, la cual coincide con la dimensión pragmática (después de la sintaxis y la semántica). Son cosas diferentes, pero coinciden en algunos puntos, como la pragmática y la hermenéutica. Y después de la traducción, hay que hacer el comentario, en el cual se explica lo que se ha comprendido del texto. Eso ayudará a otros a lograr una comprensión más cabal”.

Para continuar dando muestras del trabajo pongo uno de los textos clásicos de la filosofía, tomado de la metafísica de Aristóteles. En este texto se encuentran las principales tesis de la filosofía sistemática, tanto por el lado del conocimiento, del pensamiento, de la naturaleza y de la relación del hombre consigo mismo, con los demás seres, incluso con el absoluto. Por esto los grandes maestros a través de la historia han extraído de este texto los principales contenidos de las disciplinas filosóficas tales como: lógica, epistemología, ontología, filosofía del mundo físico, metafísica y filosofía del absoluto.

Presento el texto bilingüe, por un lado para aplicar la analogía en la traducción y para practicar la traducción misma, pues como se sabe, la mejor forma de comprobar la teoría de la traducción y hacerla arte, es traduciendo. Pero por otro lado, pongo este texto para mostrar mayormente la apreciación del texto mismo, y de este modo, el lector pueda divertirse y alimentar sus propios ojos como apuntó el poeta romano Publio Ovidio Nasón”.[29]

Πάντες ἄνθρωποι τοῦ εἰδέναι ὀρέγονται φύσει. Σημεῖον δ’ ἡ τῶν αἰσθήσεων ἀγάπησις. Καὶ γὰρ χωρὶς τῆς χρείας ἀγαπῶνται δι’ αὑτάς, καὶ μάλιστα τῶν ἄλλων ἡ διὰ τῶν ὀμμάτων. Οὐ γὰρ μόνον ἵνα πράττωμεν ἀλλὰ καὶ μηδὲν μέλλοντες πράττειν τὸ ὁρᾶν αἱρούμεθα ἀντὶ πάντων ὥς εἰπεῖν τῶν ἄλλων.

Αἰτίον δ’ ὅτι μάλιστα ποιεῖ γνωρίζειν ἡμᾶς αὕτη τῶν αἰσθήσεων καὶ πολλὰς δηλοῖ διαφοράς. Φύσει μὲν οὖν αἴσθησιν ἔχοντα γίγνεται τὰ ζῶα, ἐκ δὲ ταύτης τοῖς μὲν αὐτῶν οὐκ ἐγγίγνεται μνήμη, τοῖς δ’ ἐγγίγνεται.

Καὶ διὰ τοῦτο ταῦτα φρονιμώτερα καὶ μαθητικώτερα τῶν μὴ δυναμένων μνημονεύειν ἐστί, φρόνιμα μὲν ἄνευ τοῦ μανθάνειν ὅσα μὴ δύναται τῶν ψόφων ἀκούειν (οἷον μέλιττα κἄν εἴ τι τοιοῦτον ἄλλο γένος ζῴων ἐστί), μανθάνει δ’ ὅσα πρὸς τῇ μνήμῃ καὶ ταύτην ἔχει τὴν αἴσθησιν.

Tὰ μὲν οὔν ἄλλα ταῖς φαντασίαις ζῇ καὶ ταῖς μνήμαις, ἐμπειρίας δὲ μετέχει μικρόν· τὸ δὲ τῶν ἀνθρώπων γένος καὶ τέχνῃ καὶ λογισμοῖς. Γίγνεται δ’ ἐκ τῆς μνήμης ἐμπειρία τοῖς ἀνθρώποις. Αἱ γὰρ πολλαὶ μνῆμαι τοῦ αὐτοῦ πράγματος μιᾶς ἐμπειρίας δύναμιν ἀποτελοῦσιν.

Καὶ δοκεῖ σχεδὸν ἐπιστήμῃ καὶ τέχνῃ ὅμοιον εἶναι ἡ ἐμπειρία, ἀποβαίνει  δ’ ἐπιστήμη καὶ τέχνη διὰ τῆς ἐμπειρίας τοῖς ἀνθρώποις. Ἡ μὲν γὰρ ἐμπειρία τέχνην ἐποίησεν, ὡς φήσὶ Πῶλος ἡ δ’ ἀπειρία τύχην.[30]

Todos los hombres desean saber por naturaleza. Por eso, el amor a los sentidos es la prueba. Y en efecto, independientemente de su utilidad, son amados a causa de sí mismos, pero el más importante de los otros, de uno en uno, es el sentido de la vista. Pues no sólo cuando realizamos algo, sino también cuando no queremos hacer nada, preferimos la vista en lugar de todos, es decir, de los otros sentidos.

En verdad, esta es la causa que nos hace conocer más que los otros sentidos, aunque demuestra muchas diferencias. Realmente los animales nacen dotados de sentidos por naturaleza, pero de estos, algunos de ellos, no tienen memoria, otros si tienen. Y por eso, éstos últimos son más aptos y más dispuestos para aprender que los que no tienen la capacidad de recordar; son aptos sin aprender, los que no tienen la capacidad de escuchar los sonidos (como la abeja y los otros animales semejantes, si los hay), en cambio, aprenden, los que además de memoria, también tienen este sentido.

Ciertamente, los otros animales viven por medio de imágenes y de recuerdos, pero participan poco de la experiencia. En cambio, el ser humano tiene participación con el saber y con el razonamiento. Y del recuerdo, se hace la experiencia para los hombres, pues muchos recuerdos de un mismo hecho, realizan el sentido de una experiencia. Y en síntesis, parece que la experiencia es semejante a la ciencia y al arte, pero la ciencia y el arte llegan a los hombres por medio de la experiencia. Pues la experiencia hizo el arte como dice Polo, pero la inexperiencia hizo al azar.

39314422361_47a3b4961c_b
La Escuela de Atenas

 Síntesis y conclusión

Llegado el final de la disertación, al mismo tiempo se hace el inicio del largo camino, porque viene la hora de la verdad, comienza el estudio y el aprendizaje para el nuevo discípulo, para el niño, para el que apenas comienza a estudiar las lenguas clásicas y comienza a sumergirse en la fuente viva del humanismo, pues como solía escribir Marco Tulio Cicerón “siempre es niño el que ignora lo que ha sucedido antes de su nacimiento – nescire quid antea quam natus sis acciderit, id est semper esse puerum”.

El estudio, la enseñanza, la experiencia en el aula, mis maestros y mis mayores discípulos me han transmitido su testimonio a lo largo de todos estos años. Por eso, ya desde ahora, los alumnos han de saber a dónde van a llegar después de recorrer este largo sendero de las humanidades. En este episodio me ha tocado describir lo que otros han experimentado en el aula y lo que yo mismo he podido apreciar en veinte años de docencia. Muchos de mis antecesores en el aula y muchos discípulos me han comunicado su palabra, su experiencia y su alegría.

Por eso es necesario expresar, que al entrar a esta senda, el alumno debe saber, que no sólo está estudiando griego, latín, y otras lenguas clásicas, sino también, se está sumergiendo en el mundo de la filología, la hermenéutica y la exegética. Poco a poco se ha de ir dando cuenta que no sólo se está volviendo estudioso, sino también, se ha venido haciendo bueno, benevolente, humanista y feliz.

ciceron-busto-kmiC-620x349@abc
Cicerón

Para concluir esta disertación quiero entregarles dos comentarios que nacen de la exposición interna de mi trabajo: uno sobre la lengua griega, y otro sobre Mauricio Beuchot, en quien he inspirado la estructura de la exposición de esta ponencia.

Primero. La lengua griega es el mayor ropaje en el cual los griegos guardaron las grandes enseñanzas difundidas en las escuelas de Occidente, desde la majestuosa Grecia Antigua, pasando por Roma y la Edad Media, hasta el Renacimiento, la modernidad y la hodiernidad.

Parafraseando la primera noción. Igualmente, la hermenéutica analógica es el mayor ropaje, con el cual su autor, Mauricio Hardie Beuchot, ha reunido las piezas más apropiadas para poder conciliar y equilibrar las ideas eje de los griegos y colocarlas en este nuevo proyecto de la enseñanza de la lengua griega a través de la escuela de nuestro tiempo, para que las nuevas generaciones puedan descifrar los secretos de la sabiduría antigua tal como solía decir el gran humanista español Pedro Laín Entralgo cuando se refería a lo más granado de la Grecia antigua.

[1] En este este artículo reúno apretadamente tres trabajos de investigación: El método analítico-sintético y la hermenéutica analógica en la enseñanza de las lenguas clásicas, en el Marco del X Coloquio Internacional de Hermenéutica Analógica, Instituto de Investigaciones Filológicas de la UNAM, México, Distrito Federal, 16 de octubre de 2014; Humanismo y lenguas clásicas, Conferencia magistral, Escuela de Filosofía, Universidad Lumen Gentium, México, Distrito Federal, 24 de noviembre de 2014; El humanismo a través de la escuela, conferencia magistral, Facultad de Filosofía, Universidad Autónoma de Tlaxcala, Tlaxcala, México, 21 de abril de 2015. En varias partes de la ponencia haré referencia a la entrevista que hice a Mauricio Beuchot Puente, titulada: “Conversación con Mauricio Hardie Beuchot”, la cual forma parte en su totalidad de este libro. Hay que advertir que todos los entrecomillados que aparecen en el texto remiten a la entrevista. Se eliminó la referencia de entrevista para evitar tanta repetición, puesto que me refiero a una sola fuente; igualmente me referiré a otra entrevista que lleva las mismas características: Conversación con el gran latinista David López Jiménez, Cuadernos de Investigación de Filosofía Mexicana y Latinoamericana, número 3, Academia de Lenguas Clásicas Fray Alonso de la Veracruz, Puebla, Pue; de próxima aparición. La idea y la originalidad de este trabajo se debe en gran parte al encuentro con mis discípulos desde la fundación de la Academia de Lenguas Clásicas Fray Alonso de la Veracruz, 18 de marzo de 2006. También a la sugerencia de tres de mis maestros, a quienes debo la inspiración original de la investigación: Justino Cortés Castellanos, Mauricio Beuchot Puente y Guillermo Hernández Flores.

[2] Método ecléctico analógico de griego antiguo, Juvenal Cruz Vega, Academia de Lenguas Clásicas Fray Alonso de la Veracruz, primer volumen de próxima aparición.

[3] Guillermo Hernández Flores, Propedéutica a la filosofía de Mauricio Beuchot, Puebla, Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, 2010, p. 19.

[4] La obra de Mauricio Beuchot a este respecto ya es abundante. Los libros donde ha expuesto la hermenéutica analógica son los siguientes: Posmodernidad, hermenéutica y analogía, México, Miguel Ángel Porrúa y Universidad Intercontinental, 1996; Interpretación y realidad en la filosofía actual, México, UNAM, 1996; Tratado de hermenéutica analógica, 2ª edición, México, ITACA-UNAM, 1997; La retórica como pragmática y hermenéutica, Barcelona, Ánthropos, 1998; Las dos caras del símbolo: ícono e ídolo, Madrid, Caparrós, 2000; Perfiles esenciales de hermenéutica analógica, 2ª edición, México, UNAM, 2002; Hermenéutica analógica y del umbral, Salamanca, San Esteban, 2003; Hermenéutica, analogía y símbolo, Barcelona, Herder, 2004; Puentes hermenéuticos hacia las humanidades y la cultura, UIA, México, 2006; Compendio de hermenéutica analógica, Torres Asociados, México, 2007; Phrónesis, analogía y hermenéutica, UNAM, México, 2007; Hermenéutica analógica, educación y filosofía, Bogotá: Universidad Santo Tomás, 2010; Belleza y analogía. Una introducción a la estética, México: Eds. Paulinas, 2012; Hermenéutica analógica y ontología, Cuernavaca (Morelos, México): Centro de Investigación y Docencia en Humanidades del Estado de Morelos, 2013; Hermenéutica, analogía y ciencias humanas, México: UACM, 2014. Para ver el itinerario académico de Mauricio Beuchot, véase Guillermo Hernández Flores, Op.cit, p. 351. Igualmente, Guillermo Hernández Flores, Mauricio Beuchot: un filósofo en las catacumbas, en Memorias de la Academia Mexicana de la Historia, Tomo XLVI, México, 2003, pp. 177-198.

[5] Mauricio Beuchot Puente, Hermenéutica, analogía y símbolo, Op. Cit., p. 34.

[6] En esta línea José Rubén Sanabria habla de la hermenéutica vinculándola con la metafísica, haciendo referencia a la polisemia del texto con aportes de pensadores como Husserl, Heidegger, Gadamer y Ricoeur. Véase “Analogía y hermenéutica”, en Algunas perspectivas de la filosofía actual, México, UIA, 1997, pp. 25-86; “Símbolo, analogía y Ser”, en Revista de filosofía, Año XXXIII, núm. 98, México, UIA, 2000, pp. 240-278.

[7] Séneca, Epist. VI, 5. Longum iter est per praecepta breve et efficax per exempla.

[8] Jaime Berenguer Amenós, Hélade, Vigésimaoctava edición, Barcelona, ed. BOSCH, 1999, p. 350; Lourdes Rojas Álvarez, Iniciación al griego: método teórico-práctico, I vol., 3ª edición, México, UNAM, 2006, 450 pp.; II vol., 2ª ed., México, UNAM, 2008, 394 pp; III vol., 2ª ed., México, UNAM, 2013, 385 pp.; Enrique Serraima Cirici, Gramática griega, México, Universidad Pontificia de México, 1993, 220 pp; Julio Pimentel Álvarez, Gramática latina: método teórico-práctico, México, Editorial Porrúa, 2006, 374 pp.

[9] El doctor Justino Cortés Castellanos, agrega a estas cuatro características la criticidad, porque es una forma bien establecidad para ir revisando los ejercicios que si valen la pena ser estudiados y también para irle dando mayor orden a la investigación.

[10] Conversación con el padre David López Jiménez, Op. cit.

[11] Tapia Zúñiga Pedro Constantino, Reflexiones en torno a la metodología del griego clásico, Cuadernos de apoyo a la docencia, México, UNAM, 1990, p.4.

[12] La ortología trata de la rectitud de la palabra tal como lo indica su misma etimología. En la historia de la enseñanza de la lengua se dio mucha importancia a esta parte fundamental de la gramática. Por eso, los estudiantes tenían una hermosa escritura, leían bien, poseían buena ortografía, acentuaban correctamente, y en algunos lugares medían con hermosura la versificación. El doctor Justino Cortés Castellanos tiene varias citas al respecto en su libro, Analco: agua que corre; aludiendo a las escuelas elementales del barrio de Analco durante el año 1632, en la ciudad de Puebla. Todos los estudiantes de esas escuelas poseían una excelente ortología. Más detalles véase la tesis doctoral de filología clásica de Fernando Nieto Mesa, defendida en la Pontificia Universidad de Salamanca, y dirigida por el prestigiado humanista José Guillén, Gramática hispanolatina comparada, tres volúmenes, Segovia, 1967.

[13] Las musas, esto es, las diosas de las artes y de las ciencias son nueve. Melpómene es la musa de la tragedia y Talía es la musa de la comedia. Urania tiene el cuidado de la astronomía y Caliópe tiene el cuidado del arte poética. Polimnia preside el canto y Tersicore es la musa del coro. Euterpe es la musa de la música, Clío es la musa de la historia y Erato es la musa del arte de la lírica.

[14] Atenas está en el Ática, Esparta en Lacedemonia y Tebas en Beocia. Las musas y las artes eran queridas en Atenas, pero no en Tebas. También Esparta era grande para la valentía, para la disciplina y para la constancia. Nosotros miramos con reverencia la muerte de Leónidas en las Termópilas. Asimismo las victorias de Pelópidas y de Epaminondas causan gloria y mucha honra a Tebas.

[15] Esta es una de las oraciones oficiales del cristianismo católico. Parte está cerca de la versión latina y parte de la versión española como podrá verse en ambas versiones: Ave Maria gratia plena, Dominus tecum. Benedicta tui in mulieribus, et benedictus fructus ventris tui Iesus. Sancta Maria mater Dei ora pro nobis peccatoribus nunc et in hora mortis nostrae. Amen. Dios te salve María, llena eres de gracia, el Señor está contigo. Bendita eres entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre Jesús. Santa María, madre de Dios, ruega señora por nosotros los pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

[16] Jn. 1, 1-3. En el principio estaba la palabra y la palabra estaba con Dios y Dios era la palabra. Ella estaba en el principio con Dios.

[17] Jn. 2, 1-2. En el tercer día hubo una boda en Canán de Galilea. Y allí estaba la madre de Jesús. También Jesús y sus discípulos fueron invitados a la boda.

[18] Ap. 1, 4-5. Juan a las siete iglesias que están en Asia: gracia a ustedes y paz de parte del que es, del que era y del que vendrá; de parte de los siete espíritus que están delante de su trono, y de parte de Jesucristo, el testigo fiel, el primogénito entre los muertos y el príncipe de los reyes de la tierra.

[19] Lc. 2, 52. Y Jesús iba creciendo en sabiduría, en edad y en gracia delante de Dios y delante de los hombres.

[20] La doncella realmente está en una gran dificultad, porque ayer se escapó de su casa.

[21]Se trata del griego llamado κοινή, cuyo origen es el griego ático popular, impregnado de jonismos y mezclado con algunos otros elementos esporádicos. No tiene la pureza y la elegancia de la lengua clásica del siglo V a. C; y los literatos de esta época sólo le dan entrada en algunas comedias cuando introducen en escenas personajes del pueblo. Fue, sin embargo, el griego que los soldados de Alejandro Magno propagaron con sus conquistas y que por haberse generalizado después de la muerte del Macedón en los tres reinos en los que se dividió su imperio, y se llamó común o κοινή. Más tarde cuando los romanos se anexionaron Grecia, Alejandría, Antioquía, Siria y Pérgamo, adoptaron la lengua de los vencidos, no sólo como necesaria para el gobierno, sino también como excelente vehículo de cultura, cumpliéndose lo que dice el poeta Horacio en su Epístola, 2, 1, 156: Graecia capta ferum victorem cepit et artes intulit agresti Latio. El griego koiné tiene distintas fuentes y una de ellas es el llamado griego bíblico, es una lengua mezclada con palabras extranjeras y locuciones orientales, se encuentran dos ejemplos en la versión bíblica de Los Setenta y principalmente, en el Nuevo Testamento; de aquí el nombre de griego bíblico o neotestamentario, cuyas características fundamentales son: el parecido morfológico con las lenguas modernas, sobre todo, en la declinación, pues a la declinación desinencial o interna prefiere la perifrástica o por medio de  preposiciones, singularmente en el dativo. La desaparición del número dual tanto en la declinación como en la conjugación. Por tendencia a la simplificación (naturalísima en toda lengua verdaderamente popular) asimila los verbos en μι a los verbos en ω. En el orden sintáctico prefiere la coordinación a la subordinación de las proposiciones. En general el griego bíblico es el conjunto de formas que en su desarrollo adquiere el griego vulgar desde Alejandro Magno hasta el fin de la Edad Antigua, es decir, hasta el año 500 d. C. Más detalles véase Luis Penagos, Antología griega del bachiller, op. cit., p. 47; Diccionario Manual griego, latín y español, Padres escolapios, Editorial Albatros, Buenos Aires, 1943, p. 10.

[22] Mt. 28, 18-20. De este hermoso pasaje pongo un framento de la versión de san Jerónimo para tomar alguna enseñanza y para tomar alguna idea nueva del texto original. También pongo mi traducción directa del griego para divertirse y jugar con la raíz de las lenguas y de la cultura occidental. Et accedens Iesus locutus est eis dicens: Data est mihi omnis potestas in caelo et in terra.  Euntes ergo docete omnes gentes, baptizantes eos in nomine Patris et Filii et Spiritus Sancti, docentes eos servare omnia, quaecumque mandavi vobis. Et ecce ego vobiscum sum omnibus diebus usque ad consummationem saeculi.

[23] Tapia Zúñiga Pedro Constantino, Reflexiones en torno a la metodología del griego clásico, op.cit., p.8.

[24] Estos nombres coinciden con las partes principales de la gramática antigua que venían a formar el núcleo de la traducción, pues como dice el doctor Justino Cortés Castellanos parafraseando a su maestro el padre Moisés Oropeza Reyes, “la gramática en su conjunto enseña el genio de la lengua, enseña el conocimiento, la claridad y la sencillez. Luego le da a la estilística orden y elegancia”, en Conversación con el doctor Justino Cortés Castellanos, Academia de Lenguas Clásicas Fray Alonso de la Veracruz, de próxima aparición.

[25] Tapia Zúñiga Pedro Constantino, Lecturas Áticas, cuestionarios y ejercicios, México, Instituto de Investigaciones Filológicas, UNAM, 2003, pp. 9-10.

[26] Para ampliar más elementos de la investigación, presento una excelente traducción del doctor Fernando Nieto Mesa con una breve introducción sobre el mismo texto, y dice así: Esopo cuenta que una zorra, cierto día, entró en la casa de un actor, y mientras revisaba todos los viejos trajes de escena, encontró también una máscara de teatro artísticamente elaborada y, tomándola con sus patas delanteras, exclamó: “¡ Oh qué bella cabeza, lástima que no tenga cerebro¡” Y termina la fábula afirmando que existen hombres que son unos galanes, pero en cuanto a entendederas, son unos perfectos idiotas. Sin comentarios. En Fernando Nieto Mesa, Acto de contricción, Tlahuac, 2013, número 62, trabajo inédito. Hago un comentario sobre la diferencia entre una máscara de animal y una máscara de un ser humano, razón por la cual, la zorra ve hermosísima la máscara que encontró. Para este tipo de máscaras, Esopo usa la palabra µορµολύκειον-ου-τό: máscara, duende, coco, espantajo. Se trata de una máscara hermosa de la familia de lobos y pariente de las zorras, pues su etimología es µορµών-όνος-ἡ: espantajo, coco, bu. Y λύκος-ου-ὁ: lobo, loba. Para decir máscara de hombre es Πρόσωπον-ου-τό: rostro, faz, cara, figura, forma, persona, personaje, hombre. Su correspondiente en latín es persona-ae (f). En la Nueva España las fábulas de Esopo eran traducidas directamente del griego a la lengua náhuatl y se enseñaban en el siglo XVI en el Colegio Real de Santa Cruz en Tlaltelolco, eran una especie de inculturación, por esos los traductores hacían buenas adaptaciones. Esta misma fábula la adaptan a un coyotito que entra al taller de un carpintero y al revisar todos los utensilios del artesano, encuentra una máscara bien trabajada artísticamente, la saluda y le dice: buenos días, pues las cosas en la literatura náhuatl tienen carácter de personalización- sigue la fábula, cómo no le contestó la máscara, el coyotito dijo: usted está muy guapo, pero es mal educado. Entrevista al maestro Ulises Argüelles Valiente, 22 de noviembre de 2014, Academia de Lenguas Clásicas Fray Alonso de la Veracruz.

[27] En este ejemplo debe entenderse la musicalidad del griego como el arte de subir y bajar las palabras de un fragmento o periodo griego, bajo el criterio del ritmo o la medida, de ahí los dos estilos de la lengua, ya prosa, ya verso. Se trata del hipérbaton, cuya belleza y paradigma explicamos en dos nociones, una más cargada del lado de la retórica y otra, del lado de la gramática y de la música. Hipérbaton es la figura retórica, que consiste en la alteración del orden lógico de las palabras en una oración o en varias oraciones dentro de un periodo determinado (Hyperbaton definitur ut rethorica figura, quae in ordinis vocabulorum logici transmutatione circa unam sententiam seu varias intra certum periodum consistit). Hipérbaton es la musicalidad de la lengua, que consiste en invertir el orden gramatical directo de las palabras, atendiendo el mayor interés que tienen unas ideas relativamente a otras, y la mayor armonía del lenguaje. En esta misma línea describo la noción de latín clásico como: un paradigma en: escritura, pronunciación, prosodia, vocabulario, estilística, morfología, sintaxis y cultura. Es el latín que utilizaron los autores latinos a lo largo del siglo I a.C; hasta aproximadamente el primer cuarto del siglo I d.C. Es la época de las conquistas de Roma a lo largo y ancho de la cuenca mediterránea y coincide también con la edad de oro de la literatura latina, en la que destacan figuras como: César, Cicerón, Catulo, Salustio, Lucrecio, Tito Livio, Virgilio, Horacio, Ovidio y Tácito, donde los autores y los gramáticos ponen especial atención en fijar una norma que sirva como modelo imitable de lo que se considera buen latín. Nuestro método es latín clásico desde el punto de vista del vocabulario, pronunciación, prosodia, morfología, sintaxis, cultura y sobre todo, desde el punto de vista estilístico. El paradigma de escribir latín en el método Lingua latina se va dejando ver poco a poco. De un conjunto de oraciones se redacta bajo el criterio del hipérbaton, así como en griego, también en latín hay variedad literaria. Para el estudio, el aprendizaje y la enseñanza del latín, también propongo el método ecléctico analógico, el cual consiste en ocho procedimientos: lectura, vocabulario, estructura lógica y sintáctica, traducción, interpretación, comentario y explicación, nemotecnia y recapitulación. El método elemental es Lingua Latina per se illustrata de Hans Hening Orberg; simultáneamente lo integro con el método teórico-práctico de Julio Pimentel Álvarez y con el Epitome Historiae Sacrae de Lhomond, más dos antologías, la primera titulada selecta latina, cuyo propósito está destinado a la traducción de textos de distintos periodos de la latinidad y a la composición de los mismos, es decir, a escribir latín, y la segunda antología, llamada De nemotecnia aut Latinae collocutionis arte, la cual está dirigida a la conversación latina, en ambos hacemos aplicaciones con todos los procedimientos del método. De esta forma evitamos el relativismo, el sincretismo, el pragmatismo, el mimesicismo y otros extremos que se apartan de una metodología nutrida y que no distribuyen el conocimiento de la lengua a todas las ciencias, tal como suele ser el propósito de la enseñanza de las lenguas clásicas en las escuelas de letras clásicas o de filología clásica. Más detalles, véase mi artículo El método ecléctico analógico de latinidad, una forma interdisciplinaria de la formación humanista, Academia de Lenguas Clásicas Fray Alonso de la Veracruz, Puebla, Pue; de próxima aparición.

[28] Álvarez Rojas Lourdes, Iniciación al griego, Vol. I. Op. Cit., p. 248. Se trata de una paráfrasis de Heródoto, Historia, I, 114-117. Es una descripción de Ciro el Grande, rey de Persia y fundador del imperio persa 559- 529 a. C; derrotó a su abuelo Astiages, conquistó Lidia y Babilonia, Asiria, Siria y Palestina. Tuvo un sueño de extender su imperio hacia Occidente, el cual casi lo cumplen Darío I y Jerges I en las guerras médicas o grecopersas. El sueño de Ciro el Grande fue cumplido a la inversa durante el reinado de Darío III por Alejandro Magno, el cual venció a Persia en la batalla de Arbelas y extendió el imperio griego hacia el Oriente. Sin duda, para el historiador Jenofonte, Ciro fue un ejemplo del gobernante ideal. El paradigma de Ciro puede confrontarse con otros gobernantes dignos de mención tales como: David (1010- 970), Salomón (970-937), Solón (639-559), Pericles (495-429), Arquitas (430-350), Alejandro Magno (356.323), Tolomeo I (367-283), Cayo Julio César (100-44), Octavio César Augusto (63 a. C-14 d. C), Adriano (76-138), Marco Aurelio (121-180), Carlo Magno (742-814), Federico el Grande (1125-1190), entre otros. Pongo la traducción del texto de Ciro para introducirse en la lectura de Heródoto, para ejercitar el estudio gramatical y los elementos interdisciplinarios que requiere una traducción completa.

[29] Desde el punto de vista lúdico y didáctico remitimos a este ejemplar poeta para deleitar los ojos de cada uno. Se trata de un texto donde un joven patricio anda cotejando a una doncella interesada y la cita es en el anfiteatro romano. Y dice así: Non ego nobilium sedeo studiosus equorum; cui tamen ipsa faves vincat ut ille precor. Ut loquerer tecum veni tecumque sederem, ne tibi non notus quem facis esset amor. Tu cursus spectas, ego te – spectemus uterque quod iuvat, atque oculos pascat uterque suos. Yo no me considero un experto de finos caballos, pero ojalá aquel auriga derrote al que tú  misma favoreces. He venido para hablar contigo y sentarme junto a ti, no sea que no conozcas el amor que me despierta. Tú contemplas las carreras y yo a ti, observemos ambos lo que nos deleita y cada uno que alimente sus propios ojos. Ovidio, Amores. III. 2.

[30] Aristóteles, Met. I, 980 a.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.